Dieta Galveston el mejor método para adelgazar en la menopausia



    La menopausia es una época de muchos cambios, incluso en el aspecto y el tacto del cuerpo. Esto puede provocar un aumento de peso en algunas mujeres, y existe una dieta específica para combatirlo. Se llama dieta Galveston y está ganando popularidad. La fundó una doctora, Mary Claire Haver, y en teoría suena bien. Entre otras cosas, promete “ayudar a aumentar la longevidad” y crear hábitos saludables para las personas en la perimenopausia y la menopausia.

    Pero, ¿es esto legítimo? ¿Puede una dieta especial ayudarte a combatir el aumento de peso de la menopausia y a mantenerte sana durante esta transición? Esto es lo que opinan los expertos.

    ¿Qué es la dieta Galveston?

    La dieta Galveston es un programa de pérdida de peso especialmente diseñado para combatir el aumento de peso en la menopausia y la perimenopausia. La dieta utiliza una combinación de alimentos antiinflamatorios y ayuno intermitente, según su sitio web, aunque los detalles son escasos.

    La dieta se centra en los alimentos integrales, al tiempo que anima a sus seguidores a reducir los alimentos procesados, los ingredientes artificiales y los azúcares añadidos.

    Se puede elegir entre dos planes diferentes: Gold y Signature. El plan Signature te ofrece una Guía de acompañamiento y planes de comidas, mientras que el plan Gold incluye estos elementos, junto con un minicurso Move, el Diario de recarga diaria y la colección de recetas Savor It: ‘La Colección de Recetas de la Dieta Galveston’.

    ¿Qué se puede comer con la dieta Galveston?

    La dieta se centra en alimentos antiinflamatorios. Es decir, frutas, verduras, cereales integrales, grasas saludables y proteínas magras.

    Los alimentos altamente procesados, junto con los alimentos que tienen altos niveles de azúcar añadido se desaconsejan. Algunos ejemplos de menú son un batido de colágeno con arándanos y espinacas, una ensalada romana de pollo con aguacate, gambas con fideos de calabacín y champiñones portobello rellenos de ternera.

    También tienes acceso a algunos suplementos, si crees que los necesitas. La dieta recomiendo no abusar de ellos, pero si estás interesada echa un vistazo a los mejores colágenos en polvo para complementar tu dieta.

    ¿Es saludable la dieta Galveston?

    Sí, pero los expertos tienen algunas reservas. “Hay aspectos de esta dieta que son muy acertados porque fomenta hábitos alimentarios saludables: comer alimentos integrales, (los mejores alimentos para evitar el estreñimiento), grasas saludables y verduras, evitando al mismo tiempo los alimentos procesados”, afirma la doctora Jennifer Wider, experta en salud femenina.

    “Por el coste del servicio te dan planes de comidas ‘a tu ritmo’ y acceso a suplementos, lo que parece implicar que habrá poco apoyo más allá de esto”, dice Scott Keatley, R.D. nutricionista y copropietario de Keatley Medical Nutrition Therapy. “Por lo demás, parece ser muy similar a una dieta de tipo mediterráneo”. Nosotras ya te hemos hablado sobre la dieta Mediterránea, en qué consiste y sus beneficios.

    En última instancia, “esta dieta es una combinación de otras dietas populares sin ninguna evidencia científica para apoyar sus afirmaciones de que ayudará a las mujeres menopáusicas con la pérdida de peso”, dice Keri Gans, R.D., autor de La dieta del pequeño cambio.

    ¿Qué más se puede hacer para controlar el aumento de peso en la menopausia?

    Los cambios hormonales, como la disminución de estrógenos, provocan “una tendencia al aumento de peso” durante la menopausia, dice la doctora Christine Greves, ginecóloga y obstetra certificada del Hospital Winnie Palmer para Mujeres y Bebés. Como resultado, dice, “hay que prestar atención a la dieta y al nivel de actividad y ajustarlos para evitar que se produzca esa tendencia al aumento de peso.”

    Pero, señala el Dr. Greves, “no hay buenos estudios sobre la dieta Galveston”, por lo que es difícil saber si seguir esta dieta realmente hace algo por ti.

    La dieta Galveston no es la única posibilidad para combatir el aumento de peso en la menopausia. La doctora Jessica Shepherd, ginecóloga en Texas y fundadora de Sanctum Med Wellness, recomienda lo siguiente:

    • Disminuye la cantidad de azúcar que consumes
    • Prueba rutinas de entrenamiento HIIT en lugar de largas sesiones de cardio
    • Considere la terapia de reemplazo hormonal

      “Lo que he visto que funciona bien es moverse más, pero no sólo toneladas más de cardio”, dice Jessica Cording, R.D., autora de The Little Book of Game-Changers. “Es incorporar una combinación de cardio y actividad con pesas”. Añadir más fibra -te propones 55 alimentos ricos en fibra- y proteínas -empieza por estos desayunos ricos en proteína- a tu dieta y limitar el alcohol también puede ayudar, dice.

      Si te preocupa el aumento de peso en la menopausia, es una buena idea que hables con tu médico sobre lo que te está ocurriendo, dice la Dra. Greves, y quizá quieras plantearte acudir a un dietista titulado. Ellos deben ser capaces de ayudar a ofrecer una orientación personalizada.


      Korin Miller is a freelance writer specializing in general wellness, sexual health and relationships, and lifestyle trends, with work appearing in Men’s Health, Women’s Health, Self, Glamour, and more.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *